lunes 8 agosto 2022

ENEMIGOS ÍNTIMOS

No son enemigos, menos, enemigos íntimos. Pero la ambición del “poder” los enfrenta irremediablemente.

Quienes los ven como enemigos íntimos, solo aciertan el diagnóstico por la mitad. El poder divide. Pero, también el poder, unifica aquello que parece irreconciliable. Instinto de supervivencia. Así se denomina al reparto de poder, entre dos que separados, pueden sucumbir.

PARAR LA PELOTA

No es momento para calentones ni para héroes. Exponerse es un riesgo. Quizá por eso, Valdés deberá recapacitar. Tal vez, Colombi esté pensando en escuchar primero, y después hablar.

Las discusiones ya no suman. Son los votos los que cantan. Y el resultado para el oficialismo provincial y nacional, en Corrientes, fue catastrófico.

En la ciudad de Corrientes, Macri perdió. En la provincia, fue vapuleado. Y los que pretenden ser candidatos a diputados nacionales por el oficialismo, perdieron en todos lados. Menos en la capital provincial, donde no superaron siquiera el 1% de diferencia, sobre lo que obtuvo la oposición. Un fiasco.

LA GRIETA OFICIAL

Colombi ya lo expuso ayer cuando sin medias palabras dijo “hay aliados que se quedaron en sus casas; y otros peor, trabajaron con el Frente de Todos”. El caudillo se refería, no a la derrota de Macri, sino al desemepeño de la boleta de Ingrid Jetter. El mercedeño sabía que algunos socios de ECO jugaron contra sus candidatos.

No hay dudas, aunque no haya elementos de prueba, que el gobernador y otros referentes de partidos integrantes de ECO, hicieron lo posible para cumplir con el pedido de Macri: que Jetter acceda a un lugar en la lista para el 27 de octubre, a salir.

Justo lo que Colombi no quería. Darle un lugar al PRO. Pero, lo que Mauricio Macri pidió personalmente a Gustavo Valdés -durante su última visita a Corrientes- fue cumplido. A disgusto de Ricardo Colombi, la funcionaria de Vialidad Nacional, deberá ocupar el segundo lugar en la lista de candidatos diputados nacionales.

NÚMEROS CANTORES

Menos de 5 mil votos de diferencia entre Vara y Jetter en la capital, encendieron las alarmas en el “cuartel” de Colombi. Y Vignolo fue el operador que sumó varios referentes de partidos aliados a ECO, para castigar a Colombi, votando contra la lista que éste apadrinó.

En las localidades del interior, la lista de Colombi, obtuvo una clara victoria sobre la boleta que impulsaba a Ingrid Jetter. Pero el padrón de la “Capital” pesa. Y Colombi lo sabía.

ESCENARIO DE GUERRA

Colombi quiere volver. Valdés, hasta ayer, pensaba en reelegirse. Sin embargo, la derrota fue un balazo al corazón de ambas pretensiones.

Macri se lo lleva puesto a Valdés. El gobernador representaba a los ojos del presidente, la esperanza. Hoy, el gestor de los destinos del país, ya ni se acuerda que Corrientes existe. Buenos Aires, Córdoba, Mendoza, en ese orden, son sus prioridades.

Para Colombi, éste escenario, a pesar de la paliza electoral y la casi segura derrota en octubre, le abre posibilidades ciertas. Por algo ya manifestó hace meses, que en Corrientes, para el 2021, el peronismo sería un aliado.

ENEMIGOS ÍNTIMOS

¿Comienza mañana la lucha por la gobernación en el 2021? Quien dude, no conoce a Ricardo Colombi.

¿Y Valdés? El gobernador deberá replantear que camino seguir. Todavía es joven. Y quizá le apetezca ocupar la “banca” en el Senado que dejará vacante otro aliado.

Por eso, no hay que apresurarse. Quien fue capaz de “desmoronar” partidos tradicionales; crear de la nada una docena de partidos “satélite”; y mantenerse indemne ante cada traición; es capaz de perdonar una travesura de alguien sin mucha experiencia.

Más allá de que la experiencia, en diferentes cargos, fueron gracias al gesto de quién supo llevarlo hasta donde hoy está.

Al final, son todos amigos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.