domingo 2 octubre 2022

CUANDO CASSANI FUE AL RESCATE DE LOS “SIN BANCA”

Los Partidos sin representación parlamentaria se reunieron con el presidente de la Cámara Baja. Como resultado de ese cónclave obtuvieron espacios de participación.

Pedro Cassani recibió a los integrantes del recién creado Consejo Consultivo de Partidos Políticos de Corrientes. Fue en agosto del año pasado. Sin embargo, aquel hecho y otro posterior, pone en el actual escenario político a todos los partidos como protagonistas.

Los referentes de los partidos reunidos con Cassani manifestaron – en esa oportunidad – que “Nos reunimos con Cassani para pedir que las cámaras legislativas escuchen la voz de los partidos en las reformas electorales y de partidos“.

Como resultado de ese encuentro, el presidente de la Cámara, exhibió un fino olfato político y ofreció la creación de una Comisión especial.

En consecuencia a la “Comisión de Asesoramiento” se le otorgó voz para sugerir y aconsejar sobre las cuestiones de interés legislativo. Sin embargo sus conclusiones, para su tratamiento y aprobación, dependerán del voto de los legisladores.

CASSANI AL RESCATE

Con agudeza y oportunismo, en dosis justas, Pedro Cassani les habilitó a los partidos políticos un espacio proactivo.

La crisis existencial que desató el pánico en las agrupaciones políticas correntinas surgió en octubre de 2019. La movida en la justicia electoral correntina dejó “varios partidos en la mira“.

La amenaza latente generó un espacio donde el espíritu de cuerpo limo diferencias ideológicas. Para ello crearon un órgano consultivo. Una medida que reforzaba sus defensas, más allá de las normas vigentes.

VALDÉS VIÓ LA BRECHA

El gesto de Cassani, estuvo precedido de una movida audaz del gobernador Valdés. El gobernador le había puesto la frutilla al postre y, por decreto, abrió una opción de esperanza para que los partidos no caigan en caducidad.

Sin duda que el instrumento legal gubernamental poda la raíz de la existencia de leyes congruentes. Es el caso del auxilio que recibieron los partidos políticos al modificar la norma local. Fue en junio de 2020, vía “decretazo

Una interpretación amañada y conveniente, permite que los partidos, no precisan acreditar caudal electoral previo en el caso de que integren alianzas.

OPORTUNISMO AL PALO

La pandemia no impidió que las estrategias electorales comenzarán a desarrollarse subterráneamente. Es decir, cuando recién comenzaba el murmullo de ir por la reelección, los estrategas de Valdés iniciaron un “acaparamiento” de las agrupaciones políticas con “bajo caudal”.

Pero, también apuntando a los partidos que estaban en pleno proceso de formación. Se buscó desde el inicio, que el poder subyugue a los débiles y capte a los nuevos.

¿PERDIERON EL RUMBO?

El año cerró con fundadas expectativas. Pero la desesperación por mantener o lograr espacios hizo que la transversalidad ideológica terminara en una adhesión sin condiciones a un proyecto personalista y cerrado.

Los partidos que conformaron la “Comisión de Asesoramiento” dejaron pasar la oportunidad de impulsar varios proyectos que actualicen el sistema electoral provincial.

Mientras Valdés empujaba por la “paridad de género” o el “voto joven” los partidos minoritarios apenas insinuaban la necesidad de adoptar un sistema como la “boleta única” o el “voto electrónico”.

Los embates del mandatario ameritan un análisis más profundo. Los amagues de los sectores políticos dejan expuesta una dependencia evidente.

Para resumir, el balance de estos movimientos de estrategia política deja un sólo ganador: la birome o el castigo. Depende, sin dudas, que posturas adopten los partidos en la carrera electoral en curso. La dirigencia tiene mucho que perder. Sus afiliados, viven su día a día. Sin que los negocios de cúpula se derramen repartiendo beneficios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.